Ubicación


El Llagar de Pola, se encuentra en el Barrio de Santarúa de la Villa Marinera de Candás (Carreño) frente a la histórica Fuente y Lavadero de Santarúa.

Espichas, celebraciones y eventos

Las instalaciones permiten realizar todo tipo de espichas, eventos y celebraciones. Según sus diferentes configuraciones se pueden realizar todo tipo de acontecimientos, disponiendo de una capacidad máxima interior de 50 comensales. Así mismo, también disponemos de dos terrazas exteriores con amplia capacidad.

Dirección:

Teléfono: 984 391 609

C/ Carlos Albo Kay, 39
33430. Candás (Carreño)
Principado de Asturias - España

Mapa:


Elementos de interés:

El Llagar de Pola se encuentra situado frente a la histórica Fuente de Santarúa de Candás.

Fuente de Santarúa

Fue construida en 1779, siglo XVIII, reedificada en 1871 y trasladada en 1929 definitivamente al lugar que ocupa en la actualidad.

La construcción está adosada a un muro que presenta un cuerpo de piedra de 3 m., compuesto por buenos sillares y muy bien escuadrados. La parte superior está elegantemente coronada por 4 m. de frontón de influencia barroca, flanqueado por dos pequeños pináculos con gusto neoclásico que fueron añadidos en la restauración de 1.871.

Desde el punto de vista turístico es un importante foco de atracción, no sólo por su valor histórico-artístico sino también por su raigambre popular, a este respecto existe un dicho popular que dice: "L´agua de Santarúa fai a la xente aguda", haciendo alusión a que quien bebe de esta agua se vuelve más inteligente. Antiguamente, la fuente a demás de los cinco caños, tenía a su lado un lavadero cubierto, que era utilizado por los habitantes de la Villa. Debido a su estado ruinoso, fue derribado, siendo en la actualidad un estanque.

Por la parte superior, existió un Parque cerrado perimetralmente con un muro, donde se celebraban bailes y fiestas al aire libre, y que en la actualidad es un Parque lleno de jardines, que es utilizado para el disfrute de la ciudadanía, encontrándose en el interior de éstos una farola centenaria. Su estado de conservación es bueno.